miércoles, 13 de junio de 2018

Cómo evaluar tus mezclas

¿Estás teniendo problemas para terminar de mezclar tu álbum? ¿No sabes cuándo determinar que una mezcla está completa y correcta? Veamos unas cuantas prácticas que te ayudarán a cruzar esta línea.


Dejar ir


Necesitas dejar ir las cosas, no existe la mezcla perfecta, sin errores, debes aceptar el hecho de que cometerás errores, todos lo hacemos, pero también harás cosas muy buenas, geniales y créeme, en tu mezcla final habrá muchas más cosas buenas que errores. Sería absurdo que la mezcla quede mal cuando estás dedicando tanto tiempo, dinero y esfuerzo para que quede bien. Deja de escuchar una y otra vez la mezcla buscando errores porque los encontrarás pero el hecho de que lo hagas no significará que en realidad sean errores. ¿Te suena confuso? Bueno, así de enredadas se ponen las cosas cuando no las dejas ir a tiempo.



Usa solamente UN lugar


Las mezclas se trabajan en el control room, si cambias la referencia a digamos, tu auto o los audífonos en tu iPod tu percepción va a variar porque no está masterizado. Únicamente después de masterizar tu música sonará bien en cualquier reproductor comercial. Por lo que mientras estás en la mezcla, es muy importante que solamente la escuches en el estudio. Ellos tienen una excelente referencia, incluso hay algunos que cuenta con monitores de campo cercano y de campo medio. Limitar tus sesiones de revisión al estudio, te van a evitar escucharla de más y caer en la situación mencionada en el punto anterior.


Demasiadas opiniones


Si estás en una banda, todo mundo tendrá una opinión (totalmente válida por cierto) y si escuchas tus mezclas una y otra vez y te vuelves loco arreglando lo que ya habías arreglado en la sesión anterior, ahora multiplícalo por el número de miembros de la banda, es un caos esperando suceder. Tendrán que trabajar todos juntos para determinar quién de ustedes tendrá la última palabra en cuanto a las mezclas; esto sin duda será complicado así que te recomiendo....

...Contratar a un productor


Los productores en muchos casos pueden hacer tu vida más difícil pero en este caso particular sin duda te facilitarán el camino pues él o ella podrán tomar decisiones sobre las mezclas que para el artista resultarían imposibles y podrá determinar cuando una mezcla ya está terminada. Un productor trabajará siempre en beneficio del artista pero no vayas a contratar al dueño del estudio para este trabajo pues su ganancia económica viene de cuántas horas estés ahí, entre más tiempo pases mezclando, mejor para él.


Busca un estudio de mastering


Uno de los mayores beneficios de masterizar en un estudio dedicado es que nosotros te haremos saber si hay algo mal con tu mezcla, puede ser que se necesite más presencia a la voz o un poco menos de guitarra, también te diremos si hay algún ruido que fue pasado por alto. Créeme, contratar un estudio de mastering valdrá cada peso que pagues.


Entonces, básicamente tendrás que tener en cuenta dos puntos: deja ir las cosas y busca siempre una segunda opinión, de lo contrario estarás atrapado en un círculo vicioso donde el único que obtendrá algún beneficio es el dueño del estudio que te está cobrando por cada hora. Sigue estos puntos y tendrás una mejor experiencia, unas finanzas mucho más sanas y un mucho mejor disco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario